11 de junio de 2008

Quedan tres días

Comienza la cuenta atrás clandestina. No sé si decir que sólo quedan tres días o que aún quedan tres días, la verdad. Esta última semana está siendo agotadora, pero muy fructífera. Tengo la suerte de trabajar con dos personas que lo hacen todo muy fácil. Son dos trabajadores incansables, competentes, creativos. Todo lo que diga de ellos (bueno, por supuesto), es poco. Los plazos se están cumpliendo escrupulosamente y, quitando algunos detalles sin importancia, creo que llegaremos a la inauguración con bastante solvencia. ¡Hasta tenemos libros! (esto parecerá una obviedad, pero abrir una librería en plena feria del libro y con la huelga de transportistas, tiene bemoles...).
Hoy hemos echado a faltar la cámara de fotos unas cuantas veces. Nos hubiera gustado inmortalizar la evolución de varias partes de la librería. Por otro lado, casi mejor. Así veréis la tienda por primera vez y os sorprenderéis (para bien o para mal).
Como decía Clandestino en su blog hace poco, encima tenemos la buena suerte de contar en las estanterías con "Buena suerte", un libro de relatos que ha publicado el
hombre de barro. Aconsejo a todo aquel que no conozca su blog que se pase por él y lea sus relatos, porque son realmente buenos. Yo, que he sufrido los problemas de distribución y venta de mi novela, me siento feliz por poder echarle una mano, aunque sea pequeñita. Y no será la última, porque tenemos a otro magnífico escritor-bloguero que en breve publicará (cruzo los dedos para que sea pronto) y estará en nuestras estanterías ocupando un lugar privilegiado.
Pues lo dicho, que me voy a la camita ya, a ver si consigo estirar el acordeón y descansar un poco, porque mañana será otro día duro. Quedan sólo/aún tres días para inaugurar
la Clandestina.

12 comentarios:

Irreverens dijo...

Y quedan sólo/aún tres días para que os felicite a todos en persona, ¡aynnns!
:D

Que descanses, rey. Yo también me voy de cabeza al sobre.

Ad astra per aspera dijo...

jo, me da tanta penita no estar con vosotros...

Belén dijo...

Yo no querré saber nada Mariano... jo, que se me llevan los demonios :(

Besicos y mucha suerte, prometo pasarme

maria dijo...

Mariano, el del abrazo zurdo, desde París deseo larga vida a tu Clandestina, prometo visitarla un día, mucha suerte y buen público.
Maririu

Estilografic.blog dijo...

Habréis instalado ya la pantalla gigante para ver el partido de ehpaña-ra-ra-ra, ¿no?

leo dijo...

Qué nerviosssssssssssss

Irreverens dijo...

Estili: no des ideas, rey.
:P

JOAKO dijo...

Estoy con estili, al menos habreis hecho amistad con algún Bar cercano donde echar un vistazo.

Mújol dijo...

O al menos una radio para escuchar Carrusel...

Irreverens dijo...

Aydiosmio, entre todos me habéis puesto las orejas gachas... ¿dónde me he metido?

Clandestino dijo...

Irre, hay que venir equipado con el traje de la selección de España ra-ra-ra, si no, no pasas.

Ahora quedan dos días.

Irreverens dijo...

Pues no. Me niego. Si acaso, yo voy a llevar una camiseta rosa que me regaló un chico muy majo.